14 dic. 2013

'3 bodas de más', con una Inma Cuesta más divertida que nunca


¿Hay algo peor que tu ex novio se case con otra y tenga la poca vergüenza de invitarte a su boda? Pues si y es que seas invitada a las bodas de tres exnovios del pasado. Esto que os cuento no es algo aleatorio, es lo que le ocurre a la pobre Ruth en un sólo mes en 3 bodas de más, una nueva comedia española dirigida por Javier Ruíz Caldera.

Inma Cuesta es la protagonista de este filme lleno de carcajadas. Encarna a una guapa bióloga entrada en los treinta que se considera muy desafortunada en el amor y no sabe muy bien que hacer con su vida. Después de que su último novio la dejase en medio de una boda, la chica no levanta cabeza y se dedica día tras día a trabajar en un proyecto acerca de los beneficios que poseen las langostas.

Es en este punto de desequilibrio personal cuando le llegan de la nada tres cartas inesperadas. ¡Tres invitaciones de Boda! Parece imposible pero es cierto. Su primer novio que era un surfista algo pasado de rosca, el segundo un transexual convertido en un auténtico pibón y su último desencanto que era alérgico al compromiso han sentado la cabeza y se casan. Al recibir estas noticias, Ruth se deprime aún mas, sin embargo no duda ni un momento en ir a esas bodas.

Justo antes de recibir las cartas, un joven muy guapo entra a trabajar como becario en el laboratorio y Ruth tiene que hacer de su jefa. Poco a poco entablan una bonita amistad y será al único al que le pida que le acompañe a los tres enlaces.

Las tres bodas son un completo desastre, llenas de aspectos cómicos que hacen que el espectador no deje de reír. La primera era una fiesta ibicenca y Ruth llega vestida con sus mejores galas. Este será el primer tropiezo que cometa. Allí conocerá a un chico, del cual se enamorará, pero su increíble borrachera hará que termine en la cama haciendo un trío con otra mujer, a la que no conoce de nada, y su becario.

 La segunda boda será la de su novio transexual. En ésta también irá acompañada del que ya es su confidente y amigo, el becario con el que trabaja. No debo privaros de un dato privilegiado y es que el chico del que se enamoró en la boda anterior y con el que se ha estado viendo todo este tiempo, aparece con su novia de toda la vida. Un duro revés para la chica que la hundirá aún más en la soledad.


A estas alturas el joven becario ya está locamente enamorado de su jefa y no aguantará que ningún mamón le vuelva a hacer daño. Por ello decide no acompañarla a la última boda y la cosa le sale bien porque Ruth echa conciencia y recuerda todos los consejos que le ha ido dando el becario junto con su declaración de amor. Es entonces cuando coge el coche y se va de la boda, antes de que empezase pero no si antes atropellar a la novia. Una escena muy graciosa y, por la cuál, tenéis que ver la película.

En medio de este cóctel explosivo, que si no lo ves no lo crees, se encuentra la actuación de Rosi de Palma, que encarna a la madre de Ruth. Una mujer madura que se dedica a hacer deporte y a contratar a putos para satisfacer su apetito sexual. Será ella quién aliñe aún más esta comedia romántica.



Finalmente la película termina con un final feliz, pues la bióloga se queda con el hombre que la quiere de verdad y es su becario. Es cierto que se trata de un filme muy previsible, pero la interpretación de actores como Paco León, Inma Cuesta, Rosi de Palma, Berto Romero, Silvia Abril o Martiño Rivas hacen que la diversión y el entretenimiento esté asegurado e incluso que cuando la película termine te quedes con ganas de más. 

Nota Making Of: 6

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Otras entradas de Revista Making Of