14 oct. 2012

'Tesis' (1996), de Alejandro Amenábar


Una película inquietante, dramática hasta el terror y la angustia. Trepidante desde la primera escena, inteligente y horrible. Amenábar explora la violencia, el terror y nos "regala" una película sobre las snuff movie con la facultad de Ciencias de la Información de la Universidad Complutense de Madrid como telón de fondo. Sin duda es un thriller con aires de Hitchcock que sirvió de perfecta ópera prima o tesis para el director. Por ello, hoy recordamos en nuestro HITOS DEL CINE Tesis.


Ángela (Ana Torrent) se encuentra preparando una tesis sobre la violencia audiovisual, para ello cuenta con la ayuda de su profesor (Miguel Picazo) y de Chema (Fele Martínez), un fanático de las películas gore. La profundización en la materia le conducirá a enfrentarse con terribles sucesos.

La película debut del director Alejandro Amenábar, producida por José Luis Cuerda, el cuál sale brevemente en el film como maestro universitario, es una propuesta admirable en un género tan difícil como es el thriller psicológico.


Los mecanismos de intriga que utiliza Amenábar logran trasmitir la desazón al asunto desarrollado y a las situaciones derivadas de la acción de su protagonista, elevándose por encima del simple "whodunit", o quién lo hizo, con un planteamiento sugerente y astutos giros en una trama interesante y bien definida.

Ana Torrent y Fele Martínez (primera película de Fele) cumplen a la perfección con su trabajo interpretativo. En cambio, Eduardo Noriega supone un gran lastre para el conjunto del film, debido a sus escasos recursos expresivos.

El morbo que todo ser humano tiene sobre lo prohibido, el regocijo soterrado del hombre por el mal y el dolor ajeno ejemplificado en la virulencia de las snuff movies o películas de violencia y asesinatos reales que constituyen un lucrativo comercio ilegal, sirven a Amenábar para establecer una crítica dócil al regusto por la vehemencia en la sociedad y en su más fiel testimonio, la televisión.

Tesis, título que denota un útil dominio del suspense así como del tempo cinematográfico, es un esperanzador inicio para un director con magníficas ideas y mucha ganas por hacer un buen cine.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Otras entradas de Revista Making Of